Por la ejecución de obras hídricas advierten que hay tres puentes en riesgo

Política 01 de junio de 2018
Son los de las rutas provinciales 69S, 62 y 50S que cruzan el arroyo Cululú. La readecuación de ese curso hídrico no contempla ampliar las luces de esos viaductos lo que podría generar el corte de esos caminos y la inundación de campos productivos.
01062018-politica

En la sesión de este jueves del Senado provincial quedaron expuestas las preocupaciones de distintos senadores por obras hídricas en territorio santafesino y en la vecina provincia de Córdoba que pueden tener consecuencias en distintos distritos del centro y suroeste de Santa Fe.

El senador Rubén Pirola (PJ-Las Colonias), más allá de resaltar el aspecto positivo de las obras de readecuación de canal Vila Cululú, advirtió los efectos no deseados que pueden tener. “Estas obras aguas arriba sin duda son importantes, pero que no se haya previsto el financiamiento para el reemplazo de los puentes en las rutas provinciales 69S, 62 y 50S nos genera un gran interrogante", dijo y pidió a la administración provincial "responsabilidad y conciencia" para que la "solución para unos no sea perjudicial para otros".

La obra, que fue consensuada entre Córdoba y Santa Fe, es financiada por el gobierno nacional con un presupuesto de 464 millones de pesos. Es una obra que tiene más de 102 kilómetros de readecuación para derivar el agua del departamento Castellanos hacia el arroyo Cululú, por lo que debe atravesar Las Colonias. "Aguas abajo esta obra requiere trabajos sobre tres puentes del Cululú para ampliar las luces y que el agua escurra como corresponde, que no fueron incluidos en la obra y que van a perjudicar seriamente todo el entorno productivo del departamento Las Colonias", sostuvo.

"Creo que esta obra –remarcó– no debería llevarse adelante hasta tanto no se disponga desde la esfera provincial o se obtengan desde el gobierno nacional los recursos para las obras de arte necesarias que tienen que ver con luces que van desde los 110 metros hasta los 250 metros aguas abajo".

Pirola plantea que esta situación podría generar un doble perjuicio. Por un lado la afectación de las rutas provinciales en los momentos que el arroyo lleve excesos hídricos. Por otro lado, si los puentes no se adecuan a los nuevos caudales que tendrá el curso hídrico terminarán siendo una especie de dique que contendrá el agua e inundará los campos de los productores.

"Estamos hablando de rutas provinciales. Lo más llamativo es que no se encuentre en este plan la ruta 62, que une las localidades de Providencia y María Luisa, que siempre se corta por el arroyo Cululú. Si bien ahora no la deja sin conexión a Providencia, genera grandes preocupaciones. Pero sin duda esto va a ser peor cuando la obra esté hecha", aseguró.

Amparo contra obras en Córdoba

Por otra parte, el senador radical Lisandro Enrico (General López), avisó que tiene listo un amparo para presentar en la Justicia Federal si la provincia de Córdoba no envía el proyecto ejecutivo y los estudios hidrológicos de las obras que están realizando aguas abajo de la localidad de Arias para enviar el excedente hídrico a la provincia de Santa Fe.

"Hubo una reunión donde las provincias de Córdoba y Santa Fe acordaron el manejo hídrico de los bajos y lagunas en el sur de Córdoba para enviar agua a la cuenca del río Carcarañá. La provincia de Córdoba se comprometió a enviar un proyecto sobre las obras que podría llegar a realizar y no lo hizo, a pesar de que lo pedimos insistentemente", aseveró.

Luego agregó: "Córdoba empezó a hacer obras que ya están en un avance del 65%. Son canalizaciones de la localidad de Arias, al sur de Córdoba, buscando una línea de bajos para ingresar agua a la altura de la localidad de Arteaga, en la provincia de Santa Fe. Los productores ya nos están diciendo que se están inflando, están creciendo las lagunas en plena época de sequía. Está avanzando la provincia de Córdoba que no le mostró los estudios a Santa Fe. Por eso estamos analizando una medida judicial con la presentación de un amparo en la Justicia Federal para paralizar las obras si no aparece el proyecto ejecutivo de las obras que se quieren hacer".

Según Enrico, las obras van a afectar a las cuencas cercanas a las localidades santafesinas de Cafferata, San Francisco, La Chispa, Maggiolo y Chañar Ladeado.

"El gobierno ya sabe lo que está pasando. Se lo dije al gobernador (Miguel) Lifschitz, que no conocía el detalle, pero le advertí la preocupación que tenemos sobre si la provincia está defendiendo bien nuestro territorio ante este avance de obras porque los cordobeses no mostraron ni el proyecto ejecutivo ni el estudio hidrológico de la obra y están avanzando", sostuvo.

Por último, Enrico afirmó que le constaba que el gobernador, antes de irse de viaje al sudeste asiático, le pidió al ministro de Infraestructura y Transporte, José Garibay, que vea con cuidado esto. "Esta semana hubo un rumor antes de que presentemos el amparo –que finalmente aún no se presentó– de que había llegado el proyecto ejecutivo, pero cuando se abre el archivo era un plano con un dibujo, no era el proyecto. Estamos preocupados porque así empiezan los problemas que generan daños y lamentos por mucho tiempo", concluyó. Fuente: UNO

Te puede interesar